7 consejos para el mantenimiento de los neumáticos en camiones

mantenimiento-neumaticos-camion

Los neumáticos son el único punto de contacto entre el camión y la carretera y un elemento indispensable para garantizar la seguridad y asegurar la movilidad. Además, un buen mantenimiento de los neumáticos también implica un mejor rendimiento del vehículo y, por lo tanto, un ahorro en combustible. Por eso es tan importante mantener la calidad y las prestaciones de los mismos. A continuación te ofrecemos 7 consejos para que realices un correcto mantenimiento de los neumáticos en vehículos pesados como camiones.

1. La presión del neumático

El inflado apropiado de los neumáticos es el factor más importante en la prolongación de la vida de los neumáticos, así como para conseguir su mayor rendimiento. Los neumáticos están optimizados para tener una cierta cantidad de aire en ellos para transportar una determinada carga. Lógicamente, se admite una pequeña variación de más o menos el 10% del total del aire y por encima o por debajo de esta cantidad, se empezarán a notar los efectos negativos en la calidad de la conducción, el ahorro de combustible y las bandas de rodadura. Un neumático que está bajo de aire para la carga que está llevando, desarrollará un desgaste irregular, se calentará en mayor medida y fallará prematuramente. Con un neumático demasiado inflado la banda de rodamiento se desgastará mucho más rápido en el centro y será más vulnerable si circula por una mala calzada.

2. Desgaste y profundidad

Para comprobar el desgaste del neumático, debemos fijarnos en la profundidad del dibujo y cámbialos cuando estén gastados. De esta forma el agarre y la tracción estarán garantizados, evitando desagradables sorpresas.

3. Las válvulas

Las válvulas y sus tapones suelen ser de goma, por lo que se terminan deteriorando. Cambiar las válvulas cuando cambies los neumáticos es una buena recomendación para proteger los neumáticos y el vehículo. Con altas cargas, una válvula de goma se dobla por la fuerza y acaba deteriorándose. El tapón de la válvula también es importante. Es el que mantiene la estanqueidad y protege del polvo y la suciedad. Comprueba regularmente el buen estado de las válvulas y los tapones para alargar la vida útil de los neumáticos.

4. Aire limpio y seco

La calidad del aire dentro de los neumáticos puede tener un gran efecto sobre su vida útil. Los neumáticos están desarrollados y diseñados para funcionar con aire limpio y seco. Cada compresor de aire debe tener filtros y secadores para asegurar que el aire que entra en el neumático esté limpio y seco. Si el aire que entra en el interior del neumático está contaminado con agua, la humedad puede romper el forro interior.

5. Limpieza

La suciedad, la nieve, el hielo, la sal utilizada para evitar zonas heladas en las carreteras u otros residuos que quedan en los dibujos del neumático pueden hacer que el caucho se deteriore prematuramente. La limpieza de los neumáticos debe realizarse con agua tibia y jabón, evitando siempre el uso de productos químicos derivados del petróleo u otros disolventes, ya que estos pueden dañar la goma.

6. Los hábitos de conducción

La técnica de conducción tiene un importante impacto en el desgaste de la banda de rodadura. Un conductor experimentado, siguiendo las buenas prácticas en conducción y mantenimiento, podría alcanzar hasta el doble de kilómetros con los mismos neumáticos. La conducción agresiva, el exceso de velocidad y el frenado brusco, afectan negativamente al rendimiento y a la vida del neumático.

7. Equilibrado

Un equilibrado correcto de los neumáticos es otro elemento crítico. El equilibrado ayuda a prevenir el desgaste de los neumáticos y elimina las vibraciones. También protege la suspensión, la dirección y la transmisión del vehículo. Siempre que se cambien o desmonten los neumáticos deben ser equilibrados.

0 Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*