sujetar la carga con amarres

Seguro que a todos nos viene a la cabeza la imagen de un camión en la mediana de la carretera o la autopista con la carga en el suelo o a punto de caerse. ¿Por qué se dan estas situaciones’ ¿Cómo se tiene que sujetar la carga con amarres en el transporte de mercancías para evitar que esta se caiga?

Cuestiones que tenemos que tener en cuenta antes de proceder a sujetar la carga con amarres

Por obvio que parezca, lo primero indispensable es que la carga del vehículo sea correcta. No debemos, en ningún caso, superar nunca la Masa Máxima Autorizada cunado cargamos el vehículo. Y tampoco podemos olvidar la distribución de la carga interna, ya que ésta no tiene que superar nunca la Masa Máxima por eje.

Para evitar que la mercancía se desplace dentro del camión se debe tener mucho cuidado con los huecos que quedan entre los diferentes bultos y, también, entre éstos y las paredes del camión o vehículo encargado de transportar las mercancías. En este sentido, la Directiva EU 2004/47 establece que los huecos entre los diferentes bultos que forman parte de la carga no pueden superar los 15 centímetros en ningún caso. Si hay huecos estos se deben rellenar con palets o cualquier material sólido.

Cómo sujetar la carga con amarres

Hay diferentes maneras de sujetar la carga. En este artículo nos vamos a centrar en la sujeción por fricción. Este tipo de sujección consiste en aumentar el rozamiento de la carga contra el suelo con la ayuda del empuje hacia abajo generado por la tensión de las cinchas de amarre. Para averiguar el número de amarres necesarios en función del peso de la carga transportada, usaremos los cálculos establecidos por la norma EN 12195-1.

Para poder reducir el número de amarres podemos usados podemos jugar con tres variables:

  • Fricción entre carga y suelo. El coeficiente de fricción puede aumentarse utilizando superficies de apoyo antideslizantes. Éste puede ayudar a reducir el número de amarres más de un 75 por ciento.
  • Fuerza de tensión Estandar (StF). Cuanto mayor sea este valor, menos amarres necesitaremos. Este factor está ligado a la calidad del amarre. Es por ello que es conveniente fijarse a la hora de comprarlos.
  • Angulo entre el amarre y la carga. Éste será más eficiente cuanto más se aproxime los 90º.

La reducción del número de cinchas no sólo nos permite ahorrar material. También tiene incidencia positiva en los tiempos de las operaciones de carga y descarga.

0 Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*