Big Data y logística: 6 tendencias de futuro

big-data-logistica

Las tecnologías más recientes en cuanto a Big Data y analítica de grandes volúmenes de datos están impulsando la eficiencia logística en la cadena de suministro. Las empresas del sector ya están empleando herramientas y soluciones que simplifican sus procesos con el objetivo de almacenar y procesar la información para obtener datos precisos que favorezcan el diseño de estrategias inteligentes para lograr una toma de decisiones efectiva.

Existen múltiples prototipos de proyectos iniciados por empresas de logística con el fin de explotar el análisis del Big Data y algunos proyectos pueden formar parte de nuestra vida cotidiano muy pronto.

Proyectos Big Data relacionados con la logística

Análisis de volumen

La predicción del volumen de mercancías en un día concreto de la semana, mes o año ha sido siempre una preocupación importante para las empresas de logística que buscan optimizar la asignación de recursos y minimizar el presupuesto. Muchas empresas están invirtiendo en esta área para determinar los patrones que ayudarán a predecir los picos de volumen.

Análisis para productos sanitarios

Para los medicamentos y otros productos sanitarios es básico ser transportados en un entorno controlado. Por ejemplo, algunas medicinas requieren un almacenamiento entre 2-8 grados centígrados y requieren un cuidado extra en la manipulación debido a su fragilidad. Es extremadamente caro para las empresas de logística y también para el cliente final gestionar todo el proceso. Por ello, se está invirtiendo en localizar patrones que garanticen la entrega segura dentro de los parámetros requeridos.

Investigadores y analistas están desplegando sensores IO con el fin de controlar la temperatura, el nivel de vibraciones y otros factores. El análisis de estos datos en el campo offline se usa para definir el transporte más seguro y económico para estos productos frágiles.

Economía de transporte

Debe una empresa poseer su propio avión de transporte de mercancías o debería externalizar el servicio? ¿Qué proveedor facilita los mejores servicios, rutas, costes y transparencia? Hay varios prototipos en los cuales el Big Data está resolviendo este tipo de preguntas. Se estudian masivas cantidades de datos para predecir en qué rutas se debe confiar, el coste real y la viabilidad para el crecimiento de la empresa. El objetivo es gestionar toda esta información para tomar decisiones acertadas acerca de cuestiones como qué aerolínea elegir o qué almacén de servicios es la mejor opción para las necesidades de cada compañía.

Transparencia para la gestión

El análisis de los riesgos y la toma de decisiones son aspectos necesarios para los empresarios del mundo logístico. Sería deseable, por ejemplo, conocer el sentimiento político de un país con tal de predecir si habrá un huelga en una región en particular o, simplemente, averiguar la probabilidad de una avería en sus vehículos.

Uno de los proyectos estratégicos del Big Data en este aspecto es la búsqueda proactiva de problemas de modo que el propio sistema sugiera una estrategia alternativa o una ruta diferente que evite el problema. El reto es tratar con los enormes volúmenes y variedad de datos no estructurados procedentes de todo tipo de fuentes, desde los medios de comunicación a los sensores IO en los vehículos de transporte.

Transparencia para el cliente final

Los clientes son conscientes del tiempo de entrega de sus mercancías. Pero predecir el momento exacto es una pesadilla para las empresas de transporte, porque entran en juego variables incontrolables como el estado del tráfico, el estado del vehículo e incluso del conductor. Solo a través del análisis de datos tales como la salud del camión, información acerca de la eficacia del conductor, así como las condiciones de tráfico de la ruta, se puede proporcionar un periodo de tiempo aproximado para cuando se entregará la mercancía.

Para ello se requiere el análisis de los datos en tiempo real. De este modo las empresas logísticas serán capaces de detallar información muy precisa sobre el estado de la mercancía con total transparencia para el cliente.

Campañas y analítica web

Un uso actual entre muchas empresas de transporte es el análisis del tráfico web. Es posible utilizar este tipo de información para ofrecer servicios más personalizados a los visitantes de la web; teniendo en cuenta los intereses individuales de cada nuevo usuario, se le pueden ofrecer los servicios que serán de su interés de forma automática.

La realidad es que la cantidad de datos que tenemos hoy en día va mucho más allá de la capacidad de procesamiento de los sistemas convencionales. El Big Data nos permite hacer cosas que antes no eran posibles. Y ya se está entrando en una carrera por obtener un análisis proactivo de la información y, así, actuar antes de que nada ocurra.

0 Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*